Consejo cuidado de los pies Consejos runners maraton Runners

HEMATOMA SUBUNGUEAL. CAUSAS, TRATAMIENTO Y PREVENCIÓN

Published by:

HEMATOMA SUBUNGUEAL. CAUSAS, TRATAMIENTO Y PREVENCIÓN

Es habitual especialmente en deportistas que, al finalizar su actividad deportiva, descubran al descalzarse que las uñas de los pies, normalmente las uñas de los dedos gordos presentan un aspecto ennegrecido. A veces incluso tienen el calcetín manchado de sangre. Los hematomas subungueales son hemorragias que se producen bajo la uña cuando ésta recibe un traumatismo repetitivo, como el que padecen cuando uno realiza actividades como correr, jugar a deportes de impacto como el fútbol, etc.

Los hematomas subungueales pueden ser muy dolorosos cuando la sangre se acumula bajo la uña sin ninguna vía de salida, en éstos casos la presión aumenta provocando fuertes molestias. Es precisamente en ese momento cuando es necesario acudir al podólogo en el menor tiempo posible para que pueda drenar el contenido sanguinolento de una manera segura. El drenado se realiza mediante una o dos perforaciones de la lámina ungueal. Hay que comprender que debido a la hemorragia la lámina ungueal se halla desprendida del lecho por lo que un profesional cualificado puede realizar el procedimiento con seguridad de manera indolora con el material adecuado, previniendo además posibles infecciones posteriores.

Posteriormente es conveniente realizar revisiones con el podólogo, ya que dependiendo del daño sufrido por la uña es recomendable eliminarla para poder realizar curas de manera más efectiva y esperar a que la uña crezca de nuevo, proceso que puede prolongarse de 12 a 18 meses.

La prevención es fundamental y aunque este tipo de lesiones en muchos casos son inherentes al propio gesto deportivo el podólogo le podrá aconsejar sobre cómo prevenir que la uña padezca de forma innecesaria.

Share
bebes Consejo cuidado de los pies Pies de los niños

¿A QUÉ EDAD DEBO LLEVAR A MI HIJO AL PODÓLOGO?

Published by:

¿A qué edad debo llevar a mi hijo al podólogo?

Con cierta frecuencia los pacientes que se visitan en la consulta de un podólogo hablan de sus hijos porque han observado algún patrón de marcha o actitud postural que consideran no es normal o que directamente les parece que les puede perjudicar. La pregunta que suelen hacer, especialmente cuando los niños tienen una corta edad, es ¿cuándo es necesario realizar un control podológico?

En condiciones normales desde que nacemos hasta los 4 años de edad aproximadamente es normal tener un pie plano, esto es debido a la elasticidad propia de los componentes del pie en esta etapa de desarrollo corrigiéndose de forma espontánea. Es precisamente a partir de los 4 años, el momento adecuado para que hagan una revisión en consulta en donde se realizarán una serie de sencillas pruebas que determinen el correcto desarrollo del pie o de lo contrario actuar para tratar cualquier alteración detectada.

Se considera que el pie está totalmente formado a los 9 años de edad, sin embargo, su crecimiento continúa mucho tiempo después hasta los 20 años de edad aproximadamente. Lógicamente cuanto antes se detecten problemas estructurales mejor pronóstico ofrecen los tratamientos, en la mayoría de casos conservadores, pudiendo incluso evitar tratamientos agresivos.

Share
Consejo cuidado de los pies estudio pisada

ME GUSTA ESQUIAR, ¿ME VALEN LAS PLANTILLAS PARA LAS BOTAS?

Published by:

Plantillas para botas de esquí

Es habitual que cuando recomendamos la realización de un par de plantillas nos pregunten si las van a poder emplear en cualquier circunstancia de sus vidas.

Debemos entender que las plantillas se diseñan y fabrican en base a una información que previamente el podólogo ha obtenido tanto de la anamnesis, imprescindible en la Historia Clínica, como de las observaciones, exploraciones, valoración de pruebas complementarias, etc. Que se realizan en consulta.

Por supuesto la indicación de las plantillas también tiene en cuenta la actividad para la cual van a ser utilizadas por una sencilla razón, nuestros pies no se comportan del mismo modo caminando que corriendo, por ejemplo, ya que las cargas que recibe en un gesto habitual como es andar, poco tienen que ver con las que experimentan cuando los cambios bruscos de ritmo, gestos asociados y las cargas generadas en los distintos tipos de deportes a los que podemos optar, entran en juego.

Es por ello que si fabricamos un par de plantillas para un problema concreto en una persona cuya actividad laboral es sedentaria, difícilmente podrá emplearse en un deporte exigente como es el padel u otros, ya que la manipulación del molde de esos pies, los elementos y especialmente los materiales empleados variarán de un caso a otro.

Al igual que hay un zapato para cada cosa, el podólogo fabrica las plantillas para tratar una determinada dolencia, pensando siempre también en la actividad donde van a usarse.

Share
Consejo cuidado de los pies infecciones

VERRUGAS PLANTARES. ¿QUÉ SON? ¿SE PEGAN? TRATAMIENTO

Published by:

Verrugas Plantares

Las verrugas plantares son un tipo de lesión que pueden localizarse en la planta de los pies o en los dedos. Están causados por el virus del papiloma humano, ésta infección se desarrolla habitualmente en personas en edades tempranas, como niños o adolescentes asociados a bajadas puntuales en el sistema inmune, lo que favorece la proliferación circunscrita de éste tipo de patógeno.

Su presencia puede ser confundida en ocasiones por una callosidad, entre otras posibilidades dado que su aspecto exterior es muy similar, aunque su mecanismo de formación no tiene nada que ver, mientras que las callosidades se producen exclusivamente en zonas de presión, el papiloma puede aparecer indistintamente en puntos donde no se recibe carga alguna. El podólogo dispone de los conocimientos y las herramientas necesarias para realizar un diagnóstico diferencial.

Además, el desarrollo del papiloma se da en un espacio breve de tiempo y suele enmarcarse en muchos casos en personas que realizan algún tipo de actividad en gimnasios, piscinas, etc. ya que el virus es capaz de “vivir” en entornos donde ha entrado en contacto una persona que ya esté infectada, es por ello que existe un riesgo de contagio y por tanto es importante tener ciertas precauciones como el uso de sandalias, mantener los pies secos, etc.

El tratamiento fundamentalmente tiene como objetivo eliminar la verruga, aunque es imposible determinar con seguridad la destrucción del virus, por lo que, en algunos casos, pocos, existe el riesgo de recidiva. La resolución del caso suele estimarse entre semanas o meses.

Share